Grifaldo Toledo, Jorge

jueves, 10 de noviembre de 2011

9 de noviembre: "al límite de la medianoche"

El problema de cumplir años un día laborable es que no puedes compartir este día con toda la gente que quisieras...

Yo he tenido la fortuna de compartir ayer una antesala de celebración con una amiga y su hija de 3 añitos... Catia me regaló unos pantalones y una chaqueta monísimos... y Alex la canción de "Cumpleaños feliz", un beso compartirdo y un gran abrazo que hizo pararse al universo para contemplar el milagro del cariño...

Y por eso me siento muy afortunada al regalarle esta historia de una hojita de otoño para que la ponga en el tablón de su clase...


LA HOJITA VIAJERA

Esperaba con ansia el otoño para poder lanzarse al viento y volar a lugares lejanos. Quería visitar todos aquellos sitios de los que había oído hablar en los dorados días de agosto, cuando los pájaros charlaban en su rama contándose las aventuras que habían corrido el invierno pasado...
Quería volar entre las nubes grises preñadas de agua y remontarse en el cielo hasta besar la nariz puntiaguda de la luna... rozar con una suave caricia las alas de la hadas del lago... saltar de azotea en azotea cual gato enamorado de las estrellas... y cuando el cansancio le cierre los párpados, cuando ya sea hora de soñar, encontrar una rendija en tu ventana y dormir acurrucada en tus brazos... pequeña Alex...


Besos,
Carmen
Publicar un comentario